Inclusión financiera: importante aumento de pagos electrónicos

8 de agosto de 2017. 

Entrevistada: Mercedes Comas en El Espectador. 

El Banco Central publicó el reporte del Sistema de Pagos minoristas correspondiente a la primera mitad de este año.
¿Qué avances podemos destacar en el proceso de inclusión financiera? ¿Qué muestran las últimas cifras?

Las cifras continúan mostrando avances importantes del proceso. Con excepción del pago con cheques que es lo que desincentiva la Ley, continuó creciendo y a tasas muy importantes todo lo vinculado a medios de pagos electrónicos.

El mayor aumento en el semestre se verificó en los pagos con dinero electrónico, que si bien representan una parte mínima en el total de transacciones, un 6%, la cantidad de transacciones creció casi 150% respecto a un año atrás, y también los pagos a través de transferencias.

¿Y qué ocurrió con la tarjeta de débito, con la rebaja de IVA vigente desde comienzo de año?

Creció 75% la cantidad de operaciones efectuadas con una tarjera de débito en enero-junio de este año, respecto a un año atrás.

Fue una tasa algo mayor a la que se dio en los dos semestres anteriores, pero no muy distinta. Durante el año pasado, pese a que se había reducido el beneficio del descuento del IVA, siguió en aumento el uso del débito, lo que lleva a pensar que se han dado cambios culturales en la población a favor de los pagos con tarjeta, por mayor practicidad y también por seguridad.

Si comparamos con las cifras de hace tres años, se multiplicó por 10 la utilización de una tarjeta de débito para realizar pagos, y por primera vez en este primer semestre el Banco Central calcula que existe en promedio una tarjeta de débito por habitante mayor de 18 años de edad; hay unas 2 millones 600 mil en circulación.

¿Esto ha implicado un menor uso de las tarjetas de crédito?

Esto no ha ocurrido; en estos años ha seguido creciendo la utilización de tarjetas de crédito. En este último semestre, aumentó 22% la cantidad de operaciones realizadas con tarjeta de crédito, y pese a que la brecha se ha achicado en estos años, se realizan más operaciones con tarjetas de crédito que con débito.

Lo que permiten confirmar los datos del Banco Central, con las modificaciones de la Ley de Inclusión Financiera, es que se está dando una migración gradual hacia los instrumentos electrónicos para la operativa de pagos contado.

¿Qué cifras podemos destacar?

Hay un dato bien ilustrativo, y es que por primera vez en este primer semestre del año, el número de transferencias ha superado el número de cheques liquidados, por una diferencia de 21%.

También el índice que elabora el Banco Central donde compara los pagos electrónicos respecto a los tradicionales (donde considera el efectivo y los cheques) se ubica en el nivel más alto desde que se construye el indicador.

Indudablemente aquí incide el pago obligatorio de remuneraciones, honorarios, pasividades a través de medios electrónicos, así como las normas respecto al pago de tributos y proveedores del Estado, pero también podemos pensar en la incidencia de los avances tecnológicos y conductas a la hora de efectuar los pagos, buscando una mayor eficiencia y seguridad, que tienden a un menor uso del efectivo para realizar los pagos en favor de los instrumentos electrónicos.

¡Seguinos!